Esta semana para la sección de deportes, os traemos un artículo de una actividad deportiva, que, lejos de parecer algo que simple que muchos probamos cuando éramos pequeños, es un deporte consolidado con ediciones mundiales. Para contarnos en qué consiste y su propia experiencia personal, hemos tenido la suerte de entrevistar a Sandra Corcuera, la heptacampeona mundial de retrorunning.

Entrevistador: ¿Cómo descubriste este deporte?

Sandra Corcuera: Toda mi vida he practicado deporte y desde el año 2000 practico atletismo, como siempre me ha gustado coleccionar, pues empecé a coleccionar carreras de todo tipo y distancia y llevo más de 500. En el 2007 buscando carreras para el fin de semana, vi una que ponía “carrera de retrorunning” y me apunté sin saber muy bien de que se trataba. Cuando llegué a la línea de salida, mi sorpresa fue que se tenía que correr de espaldas y pensé que era una broma. Pero no lo era y fueron los 1500 metros más duros de mi vida. Cuando llegué a casa me puse a investigar por internet y leí que en USA, algunos atletas y entrenadores, lo usaban para prevenir y recuperar lesiones. Yo me lesionaba mucho y decidí incluir 10-15 minutos de retrorunning al final de mis entrenamientos y las lesiones me disminuyeron. Y desde entonces continúo.

En el año 2011 me enteré que existía, Federación Internacional de este deporte, desde el año 2005, que se organizaban mundiales de retrorunning desde el 2006 y que en el verano de 2012 se disputaba la cuarta edición. Decidí entrenar para los mundiales, conseguí mi primer Campeonato del Mundo y con este último de Italia, ya llevo siete ganados.

E: ¿Cómo lo definirías?

SC: Es una disciplina atlética, cuyas competiciones se disputan de 100 mts a 10000 mts en pista de atletismo y Media Maratón y Maratón es circuitos urbanos cerrados de asfalto, y que tiene como característica principal que se corre de espaldas.

E: ¿En qué se diferencia del atletismo tradicional?

SC: En que se corre de espaldas, en que no se disputan pruebas con obstáculos, ni vallas, ni tampoco combinadas o lanzamientos. Tiene una mayor relevancia la fuerza y resistencia del tronco superior y la técnica de carrera.

E: ¿Alguna vez te han comparado el retrorunning con el atletismo tradicional?

SC: Sí, para comparar marcas que evidentemente son más lentas, como 100mts: 9.58 vs 13.6 o 10000 mts: 26:17 vs 38:50.

E: Has sido siete veces campeona mundial de retrorunning, ¿crees que eso te ha hecho relajarte o querer ponerte más metas?

SC: Solo me relajo después de los Mundiales, y es que a cada mundial hay más nivel y las medallas se vuelven más caras por lo que siempre tengo que entrenar al máximo para estar en lo más alto y sí, el bagaje que tengo me hace ponerme nuevas metas, me gustaría ganar en 2020 la Media Maratón o la Maratón, pero todavía queda tiempo.

E: ¿Crees que es necesario darle una mayor visibilidad a este tipo de deportes poco conocidos?

SC: Sí, a los deportes minoritarios en general necesitan más visibilidad, en mi caso en particular he de reconocer que tengo mucha suerte y salgo en prensa regularmente, habiendo tenido espacio en casi todos las televisiones, radios, revistas, periódicos de nuestro país, incluyendo algunos de los programas más importantes y habiendo protagonizado una decena de portadas en periódicos y revistas, cosa que os agradezco enormemente a vosotros, la prensa, porque sois parte importante de mi éxito.

E: Y por último, ¿cómo ves el papel de la mujer en el deporte en España en estos momentos? ¿Y siendo un deporte menos conocido, crees que la situación es aún peor?

SC: Bueno, cada vez es más relevante y está consiguiendo su espacio en las medios, aunque es inevitable que sigan las comparaciones con el deporte y los resultados masculinos, creo que en pocos años la cosa se normalizará ya que hace 10, no los éxitos si no la práctica del deporte por parte de las mujeres estaba mal vista por la sociedad.

En mi caso no me puedo quejar, en 3 años casi 500 entrevistas, reconocimientos, galas, etc, me faltaría más reconocimiento y apoyo institucional que no lo tengo. Espero que cambie y algún día pueda vivir aquí, situaciones como las de los medallistas cubanos de retrorunning, que en su país les han dado la Medalla del Mérito Deportivo, a la que colaboré en la candidatura realizando una carta de reconocimiento, o que me invite el CSD a algún acto de ponente como si me ha invitado el Ministerio de Deportes de Cuba. Esto nos hace ver como un deporte, a pesar de ser poco conocido, no es menos importante y goza de sus propias competiciones nacionales y mundiales, y que, como la experiencia de Sandra, todo es empezar.

Anuncios