Tal día como hoy moría ejecutado en Londres William Wallace, acusado de traidor a la corona y tras eludir las tropas inglesas durante años, fue capturado en Glasgow gracias a la traición de Jhon de Menteith. A pesar de la brutal ejecución, que constó de ahorcamiento, mutilación, fuego en las vísceras y finalmente decapitación, los escoceses lo recuerdan como uno de los grandes héroes de la historia de la nación.

William nació en 1270 en el seno de una familia de terratenientes con propiedades y rentas en Elderslie y Auchinbothie. Era el tercer hijo y por ello su vida parecía orientada al clero, por lo que recibió una formación clásica en una abadía de Dunipace, de la mano de su tío paterno, que era miembro del clero. Era una época complicada, el último rey de Escocia, Alejandro III, muere y deja como heredera a su nieta Margaret, que era aún una niña. Se crea un consejo de regencia pero la prematura muerte de la doncella en 1290 crea un clima de inestabilidad en la que las familias nobles escocesas pugnan por alzarse con el trono. En 1296 Eduardo I de Inglaterra invade Escocia para pacificarla.

El mismo año de la invasión William ataca a una patrulla de soldados ingleses que estaban acuartelados en la zona donde vivía, fue capturado pero consiguió escapar para comenzar a reunir y entrenar un ejército para hacerle frente a los ingleses. En septiembre de 1297 logra su mayor victoria en el puente de Stirling, derrotando a 300 caballeros y 10.000 hombres de infantería ligera, tras esta victoria será nombrado “Guardián de Escocia. Poco después lideró la conquista de York, la ciudad desde la que partían las incursiones enemigas, lo que puso en jaque a Eduardo. Al año siguiente volvió a enfrentarse a las tropas inglesas en Falkirk, aunque inicialmente sorprendió con sus “Schiltroms”, hombres armados con largas picas para detener a la caballería, los temidos arqueros galeses remataron el trabajo y pusieron en desbandada al ejército escocés.

Después de estos echos continuaron las escaramuzas con los ingleses pero con menos éxito que las anteriores batallas hasta su captura.

 

Anuncios