ARCO es la Feria Internacional de Arte Contemporáneo celebrada desde 1982 en el mes de febrero. De hecho, es importante incidir en que esa primera feria tuvo la presencia de la obra de Piet Mondrian para decorar sus muros, y como actualmente, se celebraba en el Palacio de Exposiciones de IFEMA (que por esos años se ubicaba en el Paseo de la Castellana).

En este año 2018, alberga 211 galerías pertenecientes a 160 países, para las que se ha invertido cerca de 4’5 millones de euros.

Sabemos que ARCO desde siempre ha sido una feria muy polémica, con exposiciones que han suscitado el interés de las personas por conocer como la visión de un artista y su libertad de expresión se resume a una obra con su firma pero con una temática, que en muchos casos, no es compartida por todos, como fue en 2012 la obra Always Franco, una obra en la que se realizó una escultura de Francisco Franco dentro de una nevera de la marca Coca-Cola, como una forma de expresar que eliminar símbolos de las plazas y lugares públicos referentes al franquismo no hace desaparecer las ideas, de hecho el propio autor de esta obra, Eduardo Merino, dice algo así como ‘’Cuando despertó, abrió la nevera y el monstruo seguía allí’’.

Años después, la polémica de ARCO sigue creciendo, dado que nos encontramos con una obra que nos muestra la realidad política desde la perspectiva de otro de los artistas más controvertidos junto a Eduardo Merino, que es Santiago Sierra, que ha realizado una galería formada por 24 retratos de los presos políticos, los cuales todos conocemos debido a que llenan los medios de comunicación en los últimos meses.

Pero estos retratos no son simples fotografías, sino que poseen la cara pixelada, un número identificativo del 1 al 24 y un párrafo que explica qué han hecho para denominarse ‘’presos políticos’’ (o lo que Santiago Sierra denomina ‘’méritos’’), y cuyo valor ronda los 80.000 euros.

Esta obra es tan sonada en los últimos días debido a que ha sido retirada, porque causó tanta polémica que IFEMA decidió pedir a la galería donde estaba expuesta, la Galería Helga de Alvear, que la obra fuese retirada, y efectivamente esta galería aceptó. ¿Es acaso esto censura? La propia directora de la galería, del mismo nombre que esta, Helga de Alvear, que a la vez fue una de las fundadoras de ARCO, que no se está defendiendo la censura de los artistas, que en realidad ha sido una decisión del propio pabellón IFEMA para evitar polémicas y debates, ya que dice que está acostumbrada a que artistas polémicos como Santiago Sierra o Eduardo Merino le causen este tipo de problemas, pero que a la vez afirma que ‘’No pasa nada. Hay que reírse un poco’’.

Pero con la retirada, no se ha terminado de hablar de esta obra tan polémica, debido a que Santiago Sierra en colaboración con Ediciones El Garaje, han realizado una edición especial de 500 ejemplares de un libro con los retratos, que están a la venta por diez euros en la propia feria; y Helga de Alvear ha confirmado que seguirá vendiendo estos ejemplares, porque ya no solo hay interés en ellos, sino que ha recibido muchas peticiones para comprar la obra, aunque aún no se conoce si de verdad se venderá y a quién.

¿Tiene esto que ver con la decisión de algún partido político? De momento, todo apunta a que no, ya que todos los partidos políticos de más auge en nuestro país han defendido la libertad de expresión, de hecho, el ministro de cultura Iñigo Menéndez de Vigo afirma que el Gobierno no censura a nadie, y que si la retirada de la obra ha sido para evitar algún tipo de debate, han conseguido tirar piedras a su propio tejado, ya que ahora la polémica se ceba con la propia feria.

Entre otras personalidades, conocemos que Manuela Carmena no asistió a la inauguración de ARCO, defendiendo que asistirá otro de los días que permanece abierta esta feria, pero que calificó la decisión de retirada de la obra como un ‘’retroceso en la democracia’’.

¿Está de más preguntarnos si realmente existe la libertad de expresión en España? No olvidemos que en la última semana, el rapero Valtonyc ha sido acusado por la letra una de sus canciones por injurias a la corona y va a ser encarcelado, o una juez ha ordenado el secuestro cautelar del libro ‘’Fariña’’ escrito por Nacho Carretero que es una historia sobre el narcotráfico en Galicia, pero bueno, de esto ya hablaremos.

 

 

Anuncios