La película narra la vida del padre Poveda, que en 2003 fué canonizado por Juan Pablo II. La película comienza con el padre Poveda detenido por fuerzas republicanas en Madrid en el año 1936, posteriormente, con el padre Poveda como narrador, iremos conociendo detalles de su vida desde sus inicios en su pueblo natal, Linares. Recorre toda la formación de la Institución Teresiana y todos los escollos que hubo de superar para llegar a ser la Institución que Poveda dejó y que se mantiene hoy en día. Conforme avanza la historia Poveda sigue narrando su vida mediante flashbacks hasta que la narración se encuentra con el inicio de la película, cuando es fusilado.

 

     La película española da a conocer la vida de este santo reciente con una interesante visión de su vida y sus últimos días. Cuenta con actores de renombre como Elena Furiase, interpretando a Josefa Segovia, gran defensora de la Institución y  un poco conocido Raúl Escudero que borda el papel del padre Poveda. Es una película con poco presupuesto, hecho que se constata en la mejorable caracterización de Poveda anciano, pero que sabe aprovechar la gran historia que tiene entre manos. Recomendable para una tarde de domingo.

 

7 sobre 10

Anuncios