La moda es un universo que te transporta al sitio y lugar que quieras, cómo quieras. Se sueña, se juega con ella. Quién te dice que no te puedes poner rojo y rosa, quién te dice que no te puedes poner un vestido con pantalones. Sonará irónico pero la mujer es libre en este mundo, al hombre atado no le dejan soñar.

En las últimas temporadas hemos estado viendo la estética del “sin género”, lo andrógino, sin embargo, esto no desata las cadenas del hombre. Una marca española lo hace. Se llama Palomo Spain y está creada por un joven cordobés, Alejandro Gómez Palomo, que se afincó en Londres para crear y descubrir. Después de graduarse en el London College of Fashion llega a España con sus propuestas llenas de bordados o encajes.

La propuesta de esta joven marca no es diseñar para hombres, sino derrocar la barrera entre la moda femenina y masculina. Los jóvenes dispuestos a soñar se podrán poner blusas de gasa, pantalones de campana, abrigos largos con bordados de flores…

Además cuenta con el factor artesano y a ello ligado una calidad excepcional. La sociedad, que todavía no está dispuesta a derrocar esa barrera, no le da la importancia que se merece a la marca.

Aceptemos que no es nada comercial, y que a la mayoría de los hombres les parecerán disfraces que, ni en carnaval se pondrían. Pero que no guste no significa que no se pueda apoyar. No hay mayor libertad que ponerte lo que tú quieras, por ello, vamos a aportar a jóvenes soñadores las prendas con las que siempre han fantaseado, y hagámoslas realidad.

 

Anuncios